Cómo preparar la piscina para el verano

Instrucciones para piscinas que son tratadas con cloro

Diversos factores como el incremento de temperatura y las horas de insolación diarias nos indican que ha llegado el momento de poner a punto la piscina para el verano y poder disfrutar así de un agua en perfectas condiciones durante la época de baño.

Lo primero que debemos hacer es conocer en qué estado se encuentra el agua después de los meses fríos en los que no ha estado en uso, para ello es imprescindible realizar un análisis del agua. Una vez conozcamos los parámetros ya podemos saber que es lo que necesita la piscina y conocer las dosis correcta que debemos añadir al agua de la piscina.

Es imprescindible saber el valor de Ph y el nivel de cloro que puede tener el agua después del invierno, pero siempre recomendaremos análisis más exhaustivos para conocer el resto de los valores importantes para la correcta desinfección del agua de la piscina.

¿ Cómo poner a punto la piscina ?

Hablamos en primer lugar de piscinas desinfectadas manualmente (piscinas a las que le añadimos cloro mediante granulado o pastillas).

  • Lo primero será regular el Ph y dejarlo entre 7,2 y 7,6 . Para ello usaremos incrementador o minorador de Ph y teniendo en cuenta el volumen del agua y la dosis recomendada del fabricante calcularemos la cantidad necesaria. Es importante no echar más de 2 Kg a la vez, si la piscina necesita, por ejemplo, 8 Kg de incrementador lo echaremos de 2 Kg en 2 Kg siempre con la depuradora en marcha y dejando 1,5-2 horas para que los reguladores de Ph funcionen correctamente.

  • Cuando el Ph esté regulado ya podemos añadir el desinfectante directamente al agua. Recomendamos que sea en formato granulado de disolución rápida. Debemos seguir las instrucciones de cada fabricante y las recomendaciones de dosificación, para poder poner un ejemplo diremos que lo común es agregar  15 gramos de cloro / 1.000 litros de agua de la piscina.

También existe la posibilidad de usar Oxígeno líquido, un producto rápido y muy eficaz que soluciona aguas verdes sin tener en cuenta el Ph y no produce picos de cloro que pueden augmentar demasiado los niveles de cloro en agua.

La depuradora deberá estar funcionando un mínimo de 8 horas al agregar el desinfectante y luego de este proceso debemos dejar la depuradora programada para que funcione unas  6 horas de media durante la temporada de baño.

Recomendamos probar la depuradora de la piscina para comprobar que todos los componentes funcionan a un buen rendimiento antes de empezar a usarla diariamente un buen número de horas y tener tiempo para poder realizar una reparación si es necesario.

En el próximo artículo os hablaremos de la puesta en marcha y recomendaciones en las piscinas que funcionan con desinfección automática como los equipos de electrólisis salina.

Si tenéis cualquier consulta, estamos a vuestra disposición en nuestras tiendas, consulta nuestro contacto aquí.

COMPARTIR

Dejar un comentario